“Alan vuelve pero no devuelve”… Por: Octavio Huachani Sánchez


“Alan vuelve pero no devuelve”… Por: Octavio Huachani Sánchez

Lima, 08 marzo 2017 (peruinforma.com / escrito por: Octavio Huachani Sánchez).-

No sé qué están esperando los señores de los Records Guinnes para reconocerlo como el presidente que ostenta las mayores acusaciones en la historia del Perú.

“Méritos” tiene más que suficiente.

El “doctor” Alan García solo necesitó de diez en la presidencia para ser acusado de delitos inimaginables.

Ahora el Tribunal Constitucional acaba de emitir una resolución en la que se subsana una sentencia del 14 de junio de 2013, en la cual se declaraba que las muertes en el penal de la isla El Frontón “no podían ser calificados como crimen de lesa humanidad”.

Además Katherine Ampuero, procuradora ad hoc para el Caso Lava Jato ha presentado una denuncia por la supuesta comisión de delitos contra la administración pública contra el ex presidente.

Pero Alan no está solo.

La denuncia incluye a su ex ministro de Transportes Enrique Cornejo quien, como recordamos, lo viene acompañando desde su primer gobierno.

En esa gestión Cornejo fue jefe del Instituto de Comercio Exterior (ICE), organismo encargado de asignar los dólares MUC que era un dólar subsidiado para compensar sobrecostos o los controles de precios que imponía el Estado y ponerlos a salvo de la acelerada devaluación pero que se utilizó en turbios negocios.

Por ejemplo se descubrió que Alfredo Zanatti, expresidente Faucett tenía negocios en la selva en sociedad con Alan García. Crearon una una serie de empresas que eran usadas como pantalla para la obtención de dólares MUC.

Cornejo que presidía el ICE, calificaba y daba el visto y bueno de la entrega de dólares MUC.

Años más tarde ya como ministro de Vivienda del último gobierno de Alan García Cornejo participó directamente en la “venta” de 64 hectáreas del Aeródromo de Collique a la empresa DH Mont, la misma que después también construyera los colegios emblemáticos y el Estadio Nacional.

Cuando se enteraron que el aeródromo no podía venderse porque era propiedad de la Fuerza Aérea del Perú, García transfirió dicho inmueble a la Superintendencia Nacional de Bienes Estatales y “solucionó” el impase.

Años más tarde la empresa Graña y se encargó de construir 21 mil urbanizar y departamentos en esos terrenos, negocio que reportarían una astronómica ganancia de mil millones de dólares.

Sobre el presidente pesan graves acusaciones por las conmutaciones de penas a reos vinculados con el narcotráfico (se entregaron más de 5000 conmutaciones de penas y más de 200 indultos), los famosos petroaudios,  la muerte de policías y civiles durante un enfrentamiento en Bagua, presuntos vínculos con empresas brasileñas corruptas, encubrimiento de hechos delictivos durante su segundo mandato, corrupción en la implementación del programa ‘Agua para todos’, las actividades ilegales de Business Track (BTR), la reconstrucción de los colegios emblemáticos, los sospechosos e irregulares incrementos en la construcción de la Interoceánica,

y un largo etcétera.

Además Alan García afronta cuatro acusaciones constitucionales que están paralizadas.



Noticias Recientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *