Peso mexicano se desploma en décimo día de protestas por el gasolinazo


Peso mexicano se desploma en décimo día de protestas por el gasolinazo

El dólar cierra en 22.10, un nuevo nivel histórico, y el BM ajusta a la baja el PIB de México para 2017

México, 11 enero 2017 (peruinforma.com / fuente: Nodal).-

El peso cae a su nivel más débil este martes y el dólar vuelve a alcanzar un máximo histórico: se vende hasta en 22.10 por uno en bancos, 40 centavos más que al cierre de ayer, mientras que en su cotización interbancaria se oferta en 21.72, en medio de las preocupaciones por presiones inflacionarias en el ámbito local y previo a una conferencia de prensa que el Presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, ofrecerá el miércoles.

El dólar estaba a 12.87 pesos cuando Enrique Peña Nieto asumió la Presidencia de México, en diciembre de 2006.

El billete verde estableció hoy su tercer máximo histórico en lo que va del año. El primero fue el pasado 4 de enero cuando finalizó en 21.80 pesos en bancos y el segundo el día 5 cuando se ofertó en 21.82.

Y según Bloomberg, el peso mexicano ocupó el segundo lugar como la moneda con el peor comportamiento del mundo, de una muestra de 31 de las más importantes. Sólo la lira turca perdió más.

El Banco Mundial recortó su estimado de crecimiento para México en 2017 del 2.8 por ciento esperado en junio del año pasado a 1.8 por ciento, pues considera que la inversión en el país disminuirá a causa de la incertidumbre política en Estados Unidos.

El Banco de México (Banxico) intervino la semana pasada en el mercado cambiario con la venta directa de dos mil millones de dólares en los mercados internacionales para apoyar al peso y evitar movimientos desordenados que lleven a la moneda mexicana a nuevos mínimos.

La intervención del Banco Central se dio después de que el pasado miércoles el peso alcanzó un mínimo histórico, al cerrar el dólar en 21.80 por uno en bancos, mientras que en su cotización spot alcanzó los 21.52 unidades.

En su estado de cuenta semanal, Banxico informó que las reservas internacionales disminuyeron en mil 816 millones de dólares a 174 mil 724 millones en la semana que concluyó el 6 de enero.

Detalló que de la baja semanal, dos mil millones de dólares correspondieron a la subasta de dólares en los mercados, conforme a lo determinado por la Comisión de Cambios. Reportó también un incremento de 184 millones de dólares derivado, principalmente, del cambio en la valuación de los activos de Banxico.

Estos factores, junto con la caída de los petroprecios influyen en el retroceso de la moneda mexicana frente al billete verde.

Ayer, José Angel Gurría, secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) señaló que México debe tomar en cuenta que este 2017 la economía mundial crecerá alrededor del 3 por ciento, lo cual impactará en el país, por ser una economía abierta y dependiente de inversiones.

“Quizá en 2017 la economía mundial se mueva un poco, más allá del 3 por ciento, pero no mas. Por el contexto en el que funciona la economía mexicana, debe tomar en cuenta estos elementos, sobre todo al ser una economía de tamaño medio abierta y muy dependiente de lo que está pasando con las corrientes de comercio y de inversión en el mundo”, señaló Gurría.

Durante el Foro de Competencia y Regulación 2017, Gurría dijo que México ha padecido una serie de situaciones que lo han obligado a revisar las perspectivas de crecimiento, entre otras cosas, por ser dependiente del comercio y de los flujos de inversiones. “Cuando se baja la actividad económica general, en un país que depende del comercio y flujos transfronterizos de inversiones, obviamente hay un impacto automático”, explicó.

Gurría enfatizó que se vive un entorno mundial difícil, no sólo para la economía mexicana, esto por los bajos niveles de crecimiento, pero ademas por presupuestos públicos restrictivos. Recordó que la economía mundial lleva cinco años atrapada en una trampa de bajo crecimiento con dinamismo decepcionante, marcado por tasas anuales que están estancadas por debajo del año pasado del 3 por ciento.

¿POR QUÉ INTERVIENE BANXICO?

La semana pasada, cuando el dólar alcanzó los 21.82 pesos en bancos, la Comisión de Cambios intervino por segundo día consecutivo en el mercado cambiario con la venta de dólares, en un contexto en que México podría recibir menos ingresos de Inversión Extranjera Directa (IED), menos flujos de exportaciones, remesas e inversión en renta fija y renta variable, estos riesgos derivan en un debilitamiento del tipo de cambio. Las malas noticias: el Banco de México (Banxico) no podrá cambiar la tendencia.

El 17 de febrero de 2016, la Comisión de Cambios, conformada por autoridades de la Secretaría de Hacienda y de Banxico, decidió finalizar la venta de dólares para ayudar a la apreciación de la moneda mexicana, y aclaró que solo intervendría de madera discrecional.

El jueves envió un mensaje: está pendiente y da seguimiento a los mercados financieros para actuar cuando detecte movimientos demasiado desordenados como el del miércoles, cuando el peso tocó un mínimo de 21.62 por dólar (21.99 pesos al menudeo).

Guillermo Aboumrad, director de Estrategias de Mercado de Casa de Bolsa Finamex, considera que la intervención de la Comisión de Cambios es comprensible porque no hubo motivos sistémicos para que el peso se depreciara de forma tan rápida en la jornada del miércoles, sin embargo, sostiene, que la venta de dólares no modificará la tendencia del tipo de cambio.

“Está bien que Banxico intervenga con algunos montos, que lo haga de repente, pero como creemos que no será capaz de cambiar la tendencia del tipo de cambio, entonces tampoco debería empeñarse (en subastar dólares), porque tendría que ocupar demasiadas reservas y no lograría su objetivo […] la economía necesita un tipo de cambio más débil para acomodarse a una política monetaria de Estados Unidos más restrictiva, hacia un proteccionismo de Trump, hacia un menor crecimiento en México y más inflación”, expuso.

El movimiento observado en el tipo de cambio obedeció al anuncio de Ford, que canceló una inversión de mil 600 millones de dólares para establecer una planta en San Luis Potosí.

Aboumrad explica que el movimiento observado tras el anuncio no fue especulativo.

“Desde que ganó Trump el peso ha tenido una depreciación importante, por este temor, que con el tema de Ford comienza a materializarse, existe la posibilidad de que haya más acontecimientos de ese tipo”, añadió.

El analista consideró que la tendencia bajista del peso podrá cambiar de dirección si Donald Trump modifica su retórica.

Sin embargo, la tarde del jueves presionó desde su cuenta de Twitter a la automotriz japonesa Toyota para que desista de la construcción de una planta en México.

Para revertir la depreciación, el Gobierno de México deberá lograr también una rápida negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que defina la postura de Washington. En este punto, es importante el desempeño del nuevo titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Luis Videgaray Caso.

Con respecto a la reincorporación del ex Secretario de Hacienda a un puesto considerado estratégico, Aboumrad confió en que el funcionario tiene la capacidad intelectual, preparación e inteligencia para actuar, que es precisamente lo que espera el mercado: acciones.

Casa de Bolsa Finamex pronostica que el dólar spot cierre el año en 22.50 pesos, pero debido a que hay demasiada volatilidad alimentada por el proteccionismo del próximo Presidente de Estados Unidos y un cambio en la política monetaria de la Reserva Federal (Fed, por sus siglas en inglés) el tipo de cambio podría alcanzar ese nivel antes de lo previsto.



Noticias Recientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *