Organizaciones campesinas denuncian al Estado por impulsar desalojos


Organizaciones campesinas denuncian al Estado por impulsar desalojos

Honduras, 08 Enero 2017 (peruinforma.com / fuente: Nodal).-

El pasado 28 de noviembre el Juzgado de Letras Seccional de La Paz, emitió una orden de desalojo que deberá efectuarse el 06 de enero de este año, para la base campesina 9 de Julio, de San Pedro Tutule, en el departamento de La Paz, perteneciente a la Central Nacional de Trabajadores del Campo (CNTC).

La resolución ordena que sean notificadas las partes: La Policia Preventiva de la ciudad de La Paz, notificar al Fiscal, a la defensa. Así mismo al Comisionado Nacional de Derechos Humanos de La Paz.

El Tribunal se fundamenta en los artículos 4, 13, 15, 108, 109 del Código Procesal Penal y 227 del Código Penal.

«El Tribunal no consideró la situación de calamidad en la quedarán las familias pertenecientes a este grupo campesino, sobre todo sin vivienda, alimentación y seguridad. Porque todos los predios están cultivados de café, maíz, frijoles y tubérculos, productos que podrán ser cosechados si el desalojo se produce el 06 de enero de 2017, como lo ordeno el Juez. Las familias sin tierra propia, viven con un futuro incierto» dijo la Coordinadora General del Comité de Familiares de Detenidos y Desaparecidos en Honduras (COFADEH), Berta Oliva.

COFADEH, tomo la determinación de presenciar como se realizará este acto de desalojo, «desalojo que se ha querido legalizar y que debería de ser un debate público y humano, porque no puede realizarse un desalojo violento sino se cumple con los estándares internacionales de protección a los Derechos Humanos» expresó Oliva.

El pasado 11 de mayo se realizó en esta base campesina el 26 desalojo violento, por miembros de la Policía Nacional y el Ejército.

La 9 de Julio, tiene siete años de estar en el proceso de recuperación de las tierras, durante este desalojo llegaron al menos 12 patrullas de la Policía Nacional y 80 efectivos del Ejército con maquinaria y con ordenes de destruir todo lo que la base tenía, casas y cultivos.

Estas familias están en posesión de aproximadamente 50 manzanas de tierra que han cultivado de café, árboles frutales, maíz, frijoles y huertos familiares que hay en cada casa. El contingente policial destruyó todo, por ordenes del supuesto dueño de las tierras, Carlos Benjamin Arriaga Vásquez, mientras que la Organización Campesina asegura que las tierras que ocupa la 9 de Julio son de naturaleza jurídica ejidal totalmente comprobado por las diferentes inspecciones de campo realizado.

«A nuestro juicio este acto es malísimo, porque estan obedeciendo mandatos adversos a los Tratados y Convenios Internacionales que Honduras suscribe, y es por eso que el COFADEH mediara esta acción, desde el mes de diciembre solicitamos la mediación urgente del Comisionado Nacional de Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, para que él a través de su mandato detenga y declare sin lugar esta orden, puesto que ellos promovieron este desalojo» agregó Berta Oliva.

«Hay antecedentes funestros en los desalojos que ha sido sometida está base campesina, loesperamos la pronta acción del Comisionado Herrera Cáceres, para que actúe conforme a nuestra solicitud, este desalojo es ilegal, ellos hacen creer que estan basados dentro del Estado de derecho. No hay un Estado de derecho que permita desalojar violentamente o que justifique un desalojo violento, si Honduras es suscrita a convenios y tratados internacionales, como son los derechos del Comité Económico, Social y Cultural, y si se da este desalojo realmente se estaría cometiendo una fragante violación a los Derechos Humanos, de ejecutarse de inmediato pondremos esta denuncia en manos de este Comité» continuó Oliva.

COFRADE y La Cloc- Vía Campesina Honduras exigimos se detenga de inmediato esta orden ilegal de desalojo contra las y los compañeros campesinos miembros de la Base Campesina 9 de julio.

Condenamos esta acción de desalojo violento en contra de nuestros compañeros

Fotos desalojo del 11 de Mayo del 2016, donde también fueron heridos dos compañeros campesinos y dos compañeras fueron detenidas, una de ellas producto de los gases lacrimógenos y la brutal represión perdio al bebé que estaba esperando.



Noticias Recientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *